Un paseo primaveral

Poco a poco va llegando la primavera a Salamanca, aunque con nuestro clima mediterráneo continental el otoño y la primavera son estaciones que pasan un poco de largo por nuestra ciudad. Los salmantinos decimos que tenemos 9 meses de invierno y 3 de verano, si bien es cierto, con el cambio climático, esos fríos inviernos de antaño como cuando se helaba el río Tormes, ya no son lo que eran.

El buen tiempo nos trae ganas de estar al aire libre, de disfrutar de los rayos de sol y una de las mejores maneras es pasear por las históricas calles de nuestra ciudad, donde la dorada piedra de nuestros monumentos contrasta con el verde de los jardines y el colorido de las flores.

Con la primavera 
viene la canción, 
la tristeza dulce 
y el galante amor. 

Con la primavera 
viene una ansiedad 
de pájaro preso 
que quiere volar. 

No hay cetro más noble 
que el de padecer: 
sólo un rey existe: 
el muerto es el rey.

(José Martí)

 

 

2 Comentarios

  1. Manuel

    Pasear en primavera por Salamanca es algo excepcional
    Y si además una buena guía te va indicando los lugares con encanto
    Puedes soñar lo que quieras
    Un acierto

    Responder
    • Teresa

      Muchas gracias Manuel por tu comentario. Poder mostrar el arte, la cultura y la historia de Salamanca, siempre es un placer y más si nos acompaña un día primaveral.
      Saludos, Teresa

      Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información. ACEPTAR

Aviso de cookies