Tour Salamanca: Las cigüeñas han vuelto

Las cigüeñas han vuelto a nuestros campanarios, espadañas, torres, nuestras dehesas, pero sobre todo nos impresiona, al menos a mi, verlas vigilantes desde lo alto de las Iglesias, como las que os muestro en la foto tomada desde el mirador – terraza de la Iglesia de S. Esteban, donde casi podemos tocar a estas aves tan fascinantes. Claro que la foto no es de este año, pero bueno, todo llegará y volverá a la normalidad y los guías oficiales podremos seguir mostrando nuestra impresionante ciudad tanto a turistas como a salmantinos. 

Una visita guiada con 5Tour Salamanca al Convento de los Dominicos y a su Iglesia de S. Esteban rematando con la subida al mirador para obtener vistas impresionantes de la ciudad y ver las cigüeñas a nuestro lado, es una de las mejores experiencias que se pueden realizar en la ciudad.

Cierto es que estas aves fascinan a todo el mundo por su porte, elegancia, envergadura y aunque ya hice otra entrada de blog hace tiempo dedicada a las cigüeñas, no viene mal recordar algunas de su peculiaridades que las resumiré en 5 apartados:

1 – Machos y hembras son idénticos en forma, coloración y tamaño. 

2 – Los huevos son de color blanco y necesitan 33 días de incubación constante para eclosionar. Tanto el macho como la hembra, poseen una placa de incubación, una zona sin plumas en la parte ventral de las aves, de esta manera, hacen turnos para incubar. 

3 – Los cigoñinos nacen con un pequeño diente en el pico, como la mayoría de aves y reptiles, para romper la cáscara del huevo al nacer. Las nidadas suelen ser de 4 huevos, aunque se han visto algunas de hasta 7 huevos.

4 – La misma pareja año tras año vuelve al mismo nido para criar. Se afanan en buscar palos y palos para preparar un confortable alojamiento a sus cigoñinos. Estos nidos pueden llegar a pesar de 200 Kg a 400 Kg.

5 – Es un ave bastante silenciosa aunque puede emitir un sonido llamado crotoreo que lo realizan al entrechocar sus mandíbulas, por ejemplo para saludar a su pareja o para advertir de algún peligro. 

Y a continuación dejo un poema del gran maestro – colaborador Manuel Mena dedicado a las cigüeñas y además adaptado a este tiempo de pandemia que vivimos.

Cigüeña de la catedral

Cigüeña de pico anaranjado

y de alas blanquinegras.

Dime qué piensas,

cuando ves las calles huérfanas,

sin alegres estudiantes,

sin gentes viajeras,

la pandemia nos privó,

de ajetreos y de fiestas,

con tu nido apoyado,

sobre esta Catedral nuestra,

ves tu Salamanca desolada,

que abrumada se lamenta.

 

Vacía está la plaza de Anaya,

la calle de la Rúa desierta.

En tus vuelos por el campo charro,

ves las encinas dispersas,

pero una a una son fuertes,

como las gentes de esta tierra nuestra.

Aquí tienen sus raíces.

¡Bien agarradas!. ¡Bien sujetas! 

Acostumbradas a sufrir, 

hoy dudan, de una muerte cierta.

 

De un rincón apartado,

ella hoy, erguida se adueña,

el viento sopla de costado,

toda Salamanca sueña,

y sobre aquel oscuro tejado,

caen lágrimas… de cigüeña.   

Manuel Mena  Salamanca. Enero. 21

Fuente: https://www.nationalgeographic.com.es/naturaleza/actualidad/9-cosas-que-quiza-no-sabias-sobre-ciguenas_12679/1

8 Comentarios

  1. M. Rico

    Que maravilla Teresa.
    Mena siempre todos sus escritos me han gustado y sigo todas estas publicaciones tan preciosas por fivetourssalamanca.es
    A Teresa y Manuel Mena hay que seguir. Me encanta.

    Responder
    • Teresa

      Muchas gracias D. Manuel Rico, realmente el mérito es de D. Manuel Mena ya que da igual el tema que yo ponga que el enseguida empieza a jugar con las palabras, darle vueltas hasta que salen estos poemas tan adaptados al tema en cuestión.
      De nuevo gracias por el comentario. Saludos,
      Teresa

      Responder
  2. Juan F. Gallardo

    Cigüeña patateña,
    Picame la mano,
    Si no me la picas,
    Vete a la botica.

    Dicho popular.

    Responder
    • Teresa

      Muchas gracias Juan Fer por esta aportación con un dicho popular. Me encanta todo lo tradicional, lo que hemos heredado de nuestros padres y abuelos, ojalá siempre lo tengamos en mente y lo sigamos transmitiendo, de esta manera se mantendrán nuestras raices y nuestra cultura.
      Saludos,
      Teresa

      Responder
  3. Alberto Roman

    Me encantan las publicaciones que hace fivertoursalamanca. Son muy interesantes e ilustractivas

    Responder
    • Teresa

      Muchas gracias Alberto por tu comentario, es alentador que el esfuerzo de buscar información y expresarla de la mejor manera posible en este blog tiene su recompensa con vuestros comentarios. Espero que te sigan interesando los próximos artículos al igual que éste.
      Saludos,
      Teresa

      Responder
  4. Marga. guia de Salamanca

    Que bonito poema, y que interesante la vida de estas aves tan majestuosas que tanta curiosidad despiertan sobre todo entre nuestros turistas extranjeros. Hoy comparti este bonito articulo y poema con mis padres ya octogenarios y quedaron encantados. muchas gracias.

    Responder
    • Teresa

      Muchas gracias Marga por tu comentario. Me encanta leer que lo compartiste con tus padres y que les encantó. Como bien dices, es cierto que estas aves nos fascinan y más a los extranjeros cuando estamos realizando las visitas guiadas y las vemos sobrevolar, posarse en sus nidos, el sonido que producen con sus picos…Ojalá volvamos pronto a explicar todas esas maravillas de nuestra ciudad y como no, acompañadas de las cigüeñas.
      Saludos,
      Teresa

      Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información. ACEPTAR

Aviso de cookies